Loading...

Visita del Papa Francisco a Lesbos: Terreno fértil para el ecumenismo y el diálogo interreligioso

16 Abr 2016
Pope Francis in Lesbos

Su Eminencia Cardenal Miguel Ayuso

El Papa Francisco; Bartolomé I, patriarca ecuménico de Constantinopla; y el arzobispo de Atenas y de toda Grecia, Ieronymos, se reunieron el 16 de abril de 2016 en Lesbos, la isla del Mar Egeo que en los últimos meses se ha convertido en destino obligado de miles de refugiados que huyen de países en guerra de la cuenca mediterránea y Oriente Medio.

Siguiendo con preocupación el desarrollo de los conflictos en Oriente Medio, la persecución de los cristianos y el flujo de refugiados hacia Europa, el papa Francisco, junto con los líderes de las otras iglesias cristianas, quiso abrir los ojos de Europa al importante y urgente problema humanitario de los refugiados que buscan desesperadamente un futuro mejor en el continente europeo.

En Lesbos, el papa Francisco criticó abiertamente a los traficantes de personas y armas, a quienes culpó del empeoramiento de la actual crisis de refugiados en Europa. En su discurso en un campamento de acogida ante un amplio grupo de solicitantes de asilo, el papa Francisco afirmó que los inmigrantes no son números sino personas con “rostro, nombre y una historia” de las que se aprovechan “maleantes sin escrúpulos”.

Es hora de que todos los líderes religiosos unan sus voces para despertar conciencias y proclamar juntos al mundo que la Misericordia Divina prevalecerá. Cosechando éxitos donde falla la política, el Papa Francisco hizo un gesto de bienvenida a los refugiados, llevando en su avión a Roma a tres familias de refugiados sirios, doce personas en total, entre las que había seis niños.

El Papa Francisco ha hecho varios llamamientos en favor de los refugiados, bajo la premisa de que “el modo en que los tratamos es una prueba de nuestra humanidad, nuestro respeto por la dignidad humana y, sobre todo, nuestra solidaridad hacia nuestros hermanos y hermanas necesitados” (Uganda, 2015).

El Papa Francisco hizo el primer viaje pastoral de su pontificado a la isla de Lampedusa el 8 de julio de 2013. Fue entonces cuando criticó por primera vez la “globalización de la indiferencia”. Su última muestra de cercanía hacia los inmigrantes fue el Jueves Santo, el 24 de marzo de 2016, cuando visitó el centro de acogida de solicitantes de asilo de Castelnuovo di Porto, cerca de Roma.

Con la apertura a los grandes desafíos históricos, al dolor y las heridas que afligen a la humanidad, el ecumenismo y el diálogo interreligioso han hallado un terreno fértil de encuentro en  Lesbos.