Loading...

Un legado compartido de pérdidas: musulmanes y judíos conmemoran el Día Internacional de Conmemoración en Memoria de las Víctimas del Holocausto

27 Ene 2021
Jewish and Muslim leaders sit next to each other at a KAICIID event

En un evento de Facebook Live para conmemorar el Día Internacional de Conmemoración en Memoria de las Víctimas del Holocausto, el rabino Lody van de Kamp encendió su micrófono y se dirigió solemnemente a su audiencia mundial:

"Hablo hoy en nombre de dos niños pequeños que nunca conocí; hermanos, cuyo nombre llevo. Fueron asesinados en Auschwitz junto con otros familiares que nunca regresaron a suelo holandés tras ser llevados a los campos de concentración".

Hay momentos en la historia que unen a personas de todas las religiones y culturas: la celebración de los logros y la bondad del ser humano, y quizá, lo más conmovedor, las consecuencias de la maldad humana. 

En el legado de tragedia y pérdida del Holocausto, los judíos europeos han encontrado un aliado incondicional: las comunidades musulmanas que son demasiado conscientes de cómo el discurso del odio puede desatar el genocidio y los crímenes contra la humanidad.

Nermin Fazlagic, presidente de la Comunidad Islámica de Bosnia en Italia (CIBI), huyó con su familia del brutal conflicto étnico y religioso en Bosnia-Herzegovina en la década de 1990. En 1995, vio con horror cómo los medios de comunicación informaban de la masacre de 8.000 hombres y niños musulmanes bosnios en Srebrenica.

En colaboración con la Comunidad Religiosa Islámica de Italia (COREIS), Fazlagic y el CIBI organizaron un acto virtual especial el pasado domingo, en el que invitaron a destacados líderes judíos y musulmanes a unirse en el Día Internacional de Conmemoración en Memoria de las Víctimas del Holocausto.

Resistir el aumento del odio

Hablando desde su propia experiencia, Fazlagic advirtió a los participantes que "el genocidio no es sólo el resultado de generaciones de conflicto", sino que "puede ocurrir de un modo repentino".

"Requiere que nunca bajemos la guardia. Hace falta una concienciación y un esfuerzo diarios para evitarlo de nuevo", continuó.

El moderador del acto y presidente de COREIS, el imán Yahya Pallavicini, añadió que el acto no era sólo una conmemoración, "sino que se trataba de prevenir atrocidades en el futuro".

Tal vez este sentimiento nunca haya sido más urgente que en medio de una pandemia mundial que, según la Organización de las Naciones Unidas (ONU), ha estado marcada por el aumento del antisemitismo y la islamofobia, así como por los llamamientos a la violencia contra los refugiados y los migrantes.

Imam Pallavicini speaks at an International Holocaust Remembrance day event

A principios de este mes, el KAICIID lanzó una campaña en línea para concienciar sobre esta escalada de discursos de odio, que se produce justo 76 años después de la liberación de Auschwitz-Birkenau.

Sobre esta base, el Secretario General del KAICIID, Faisal bin Muaammar, que fue invitado a pronunciar el discurso de apertura, lanzó un desafío directo a los participantes: "Tenemos que preguntarnos: ¿son nuestras instituciones, nuestras sociedades, nuestras comunidades, lo suficientemente fuertes como para resistir este aumento del odio? ¿Podemos mantener nuestra promesa de 'no olvidar nunca'?".

"Nunca olvidar": prevenir futuros crímenes atroces

Durante más de siete décadas, la frase "Nunca olvidéis" ha sido el lema de los participantes del Día Internacional de Conmemoración en Memoria de las Víctimas del Holocausto. Sin embargo, una encuesta realizada en 2014 por la Liga Antidifamación (ADL), reveló que la humanidad puede estar condenada a repetir los errores del pasado. Casi el 54% de la población mundial actual no ha oído hablar del Holocausto y solo un tercio cree que los relatos históricos del mismo son exactos.

Debido a la ignorancia generalizada sobre sus atrocidades, los Estados miembros de la ONU y varias organizaciones internacionales han insistido en la necesidad de programas educativos para inculcar la memoria de los campos de exterminio y evitar que se repita el genocidio.

En 2005, la Asamblea General de la ONU adoptó una resolución que declaró el 27 de enero -aniversario de la liberación del campo de concentración de Auschwitz-Birkenau- Día Internacional de Conmemoración en Memoria de las Víctimas del Holocausto.

Muslim and Jewish leaders participate in a Zoom meeting for Holocaust Remembrance Day

Según Bin Muaammar, este es el primero de muchos pasos que hay que dar para que los crímenes atroces no vuelvan a repetirse. "No podemos detenernos, ni descansar, hasta que podamos garantizar que ningún ser humano se vea obligado a experimentar el miedo, la pérdida o la negación de sus derechos a causa de su identidad o sus convicciones religiosas", dijo.

"Lo que le ocurrió a una minoría puede ocurrirle mañana a otra minoría"

En 2016, el KAICIID apoyó la formación del Consejo de Liderazgo Judío Musulmán (MJLC, por sus siglas en inglés), que colabora en cuestiones como la islamofobia, el antisemitismo y la xenofobia en Europa.

El rabino Pinchas Goldschmidt, presidente de la Conferencia de Rabinos Europeos y copresidente del MJLC, dijo a los participantes en el acto de conmemoración del Holocausto que no hay garantía de que no vuelvan a producirse graves actos de odio.

"Lo que ocurrió una vez a una minoría puede ocurrir mañana a otra minoría", dijo. "Si trabajamos juntos, recordamos juntos y decimos no al odio, no al racismo, es la única manera de asegurar que estos horrores no vuelvan a ocurrir".

El rabino van de Kamp, que también es miembro del MJLC, señaló la existencia de asociaciones eficaces en los Países Bajos entre musulmanes y judíos, que están trabajando con escuelas, organismos gubernamentales e instituciones religiosas para luchar contra el fuego del odio y la discriminación. Las comunidades musulmanas y judías holandesas "están creciendo juntas paso a paso, cada día en unidad y construyendo una comunidad mutua", dijo.

Cheif Rabbi David Rosen speaks from his home on International Holocaust Remembrance Day

Según el profesor Nedzad Grabus, Gran Muftí de Eslovenia y copresidente del MJLC, parte del proceso de crecimiento conjunto consiste en intentar comprender tanto lo que ocurrió en el pasado como lo que les ocurre hoy a las personas de otras tradiciones religiosas. 

"Los representantes religiosos deben ir más allá [de la resolución de la ONU] y aprender lo que sienten nuestros compañeros de las comunidades sobre estas horribles atrocidades", dijo.

En los últimos años, los líderes musulmanes han intentado hacer exactamente eso: escuchar y expresar su solidaridad con sus homólogos judíos. En 2020, el Dr. Mohammad Al-Issa, Secretario General de la Liga Musulmana Mundial (LMM) y ex ministro de Justicia saudí, se unió a altos dirigentes judíos en una visita a Auschwitz con motivo del 75º aniversario de la liberación del campo.

El rabino David Rosen, Director Internacional de Asuntos Interreligiosos del Comité Judío Americano y miembro de la Junta Directiva del KAICIID, cree que los actos de solidaridad y el sufrimiento compartido son esenciales para "promover la amistad, la hermandad y la paz".

"Para cuidarnos de verdad los unos a los otros, tenemos que conocer las fuentes del dolor de los demás", dijo.

Según Rosen, al organizar un acto interconfesional de recuerdo del Holocausto, "nuestros hermanos y hermanas musulmanes lo están demostrando".

De hecho, añadió, "no estoy seguro de que haya habido nunca un recuerdo de la Shoah que haya salido de organizaciones musulmanas". Sólo por eso, dijo, este evento fue "verdaderamente histórico".

¿Quieres saber más sobre lo que pueden hacer los actores religiosos para frenar el discurso del odio y prevenir los crímenes atroces? Descargue el Plan de Acción de la ONU para líderes y actores religiosos para prevenir la incitación a la violencia que pueda conducir a crímenes atroces, apoyado por el KAICIID.

¿Quiere saber más sobre lo que pueden hacer los actores religiosos para frenar la incitación al odio y prevenir los crímenes atroces? Descargue el Plan de acción para que líderes y agentes religiosos prevengan y contrarresten la incitación a la violencia que podría llevar a crímenes atroces (en inglés), apoyado por el KAICIID.