Loading...

NUESTRAS HISTORIAS

Construyendo un mundo mejor para todos: S.E. el Cardenal John Onaiyekan habla sobre el compromiso con la paz en el Foro Interreligioso del G20

En 2005, el compromiso del cardenal Onaiyekan con la paz y la desescalada tuvo que pasar una dura prueba. Acababa de recibir la noticia de que un periódico danés había publicado una serie de caricaturas satíricas del Profeta Mahoma, que causaron una conmoción en Nigeria y provocaron cientos de víctimas en un violento levantamiento entre las comunidades cristiana y musulmana del país.

Tras las visitas del embajador israelí y de un representante de la Organización de Liberación Palestina, el cardenal Onaiyekan se reunió con el sultán de Sokoto, líder de la comunidad musulmana de Nigeria. Juntos, dos de los líderes religiosos más influyentes de Nigeria, emitieron una declaración conjunta en la que manifestaron que el incidente no era una cuestión musulmana y cristiana e instaron a ambas partes a resolver las controversias de forma pacífica.

En los años transcurridos desde entonces, Su Eminencia el Cardenal John Olorunfemi Onaiyekan, Arzobispo Metropolitano de Abuja (Nigeria), se ha ganado la reputación de ser la persona a la que hay que recurrir en Nigeria cuando hay conflictos, especialmente los de carácter interreligioso.

Tras su educación y su temprana labor en la Iglesia, el cardenal Onaiyekan fue nombrado obispo auxiliar de Ilorin a la edad de 38 años. Ahora, ya retirado de sus funciones oficiales en la Iglesia, el cardenal Onaiyekan sigue abogando por la construcción de la paz y la justicia religiosa en el África subsahariana y en todo el mundo.

En 2012, fue galardonado con el Premio Internacional Pax Christi de la Paz, un premio anual que se otorga a personas ejemplares que defienden la paz, la justicia y la no violencia en todo el mundo.

"Estoy involucrado a nivel internacional por las mismas razones por las que he estado en la primera línea del diálogo cristiano-musulmán en mi país: para trabajar por la justicia y la paz", dijo. 

Debido a su excelente historial de compromiso interreligioso en Nigeria y a su constante defensa de la paz en otros ámbitos a lo largo de su carrera, ha trabajado como presidente honorario de Religiones por la Paz, como presidente de la Asociación Cristiana de Nigeria y como presidente de la Conferencia de Obispos Católicos de Nigeria.

También ha sido invitado a formar parte del próximo Foro Interreligioso del G20, que se celebrará del 13 al 17 de octubre, un papel que el Cardenal Onaiyekan considera una oportunidad para poner de relieve la importancia de la fe en la resolución de conflictos y el desarrollo sostenible.

"En el pasado, no era algo conocido que el grupo G20 se tomara la religión muy en serio, pero a través del Foro Interreligioso tenemos ahora un canal para llamar la atención de este organismo sobre cuestiones de relevancia para las comunidades religiosas", dijo.

El cardenal destacó la forma en que están interconectadas las cuestiones debatidas en el foro, desde la pobreza mundial hasta la protección del planeta. "Todo es lo mismo, todo está vinculado entre sí. La solución de uno lleva a la solución del otro", añadió.

Igual de importante para el Cardenal Onaiyekan es la interconexión de las naciones. "Los conflictos en todo el mundo están conectados con las cuestiones de la economía mundial y la forma en que está organizada - o desorganizada, si se quiere", dijo. "En otras palabras, si el G20 representa a los países más importantes del mundo actual, deben aceptar su responsabilidad para decidir cuánta paz tendremos en este mundo".

Reflexionando sobre su papel como líder cristiano en Nigeria - que no es miembro del G20 - dijo que su pueblo sólo puede esperar aferrarse a algunas de las "consecuencias positivas" de los debates que tendrán lugar en la cumbre.

Eso significa que las naciones del G20 tienen la responsabilidad particular de pensar en los que no están en la sala cuando se reúnen y discuten la economía mundial y el estado de los asuntos mundiales.

"Espero que al reunirse tengan en mente los intereses de la paz y la justicia mundial y la sabiduría de darse cuenta de que es en su propio interés iluminado construir un mundo mejor para todos", dijo el Cardenal Onaiyekan.

También tiene previsto aportar a la mesa del G20 sus recientes experiencias con la Asociación Internacional sobre Religión y Desarrollo Sostenible (PaRD) y el Foro de Diálogo Interreligioso para la Paz (IDFP), apoyado por el KAICIID, del que es miembro de la Junta de Compromisarios.

Estas asociaciones lo han expuesto aún más a las cuestiones del diálogo interreligioso en todo el mundo.

"Lo que aprendemos de los debates y las reuniones a nivel mundial nos ayuda a abordar las cuestiones a nuestro propio nivel local, donde se requiere una acción directa", dijo.

"Hay muchas personas que trabajan en este ámbito de unir a la gente y defender a la religión de quienes le han dado mala fama", dijo, "pero el KAICIID desempeña un papel importante debido a su poder de convocatoria y su condición semi-oficial (intergubernamental)". El trabajo del Centro "es obviamente muy importante en nuestros días".

"Y por eso damos la bienvenida al KAICIID para que nos ayude en Nigeria", continuó. Ellos aportan una ayuda crítica al trabajo que estamos haciendo sobre el terreno".

Mientras tanto, el cardenal Onaiyekan espera poder aportar a Nigeria las valiosas lecciones de sus colaboraciones multilaterales e interreligiosas de alto nivel, como las del Foro Interreligioso del G20.

Reflejando el llamamiento del Papa Francisco en su última encíclica, Fratelli Tutti, centrada en los temas de la fraternidad y la amistad social como medios para construir un mundo mejor, más justo y pacífico, añadió: "Es como nos ha enseñado el coronavirus, hasta que todos estén a salvo, todos los demás siguen siendo inseguros".

"Hasta que todas las naciones, incluyendo las pequeñas, vivan en paz y armonía con un mínimo de bienestar, no puede haber paz en el mundo. Ninguna cantidad de armas nucleares puede imponer ese tipo de paz", afirmó, "esperemos que el Foro Interreligioso lleve este mensaje al G20 de la manera más enérgica", declaró el Cardenal Onaiyekan.

RELATED FEATURES

Africa
Este año las Naciones Unidas celebran el 20º aniversario de la adopción de la Resolución 1325 (2000) del Consejo de...Read more
Africa
Desde que se han impuesto confinamientos en todo el mundo para combatir la propagación de COVID-19, se ha producido un...Read more
Africa
Cuando los líderes juveniles del Centro para la Igualdad y la Equidad (CEE) lanzaron un curso en línea sobre la...Read more